En este proyecto con cierta base científica, impulso terapéutico y voluntad artística, se traza un recorrido metafórico, gráfico y auditivo, de recuperación, desde una simbólica pérdida del corazón hasta su restauración, a través de un recorrido por la bella y variada morfología de los sistemas cardíacos de diferentes especies de animales y el sonido de los latidos de sus corazones.

El proyecto quiere ser además terapéutico para los lectores, y los invita a decir lo que nunca han dicho a esa persona, lo que le deberían de haber dicho o lo que quisieran decirle, adaptando la vieja tradición japonesa de los Omikuji. Escucha a tu corazón.

COLABORACIONES y AGRADECIMIENTOS
El proyecto no hubiera sido posible sin el asesoramiento de Francesc Uribe Porta, biólogo del Museo de Ciencias Naturales de Barcelona, y del trabajo sonoro del músico Vicente Rosati. También han colaborado de forma puntual: David Hernández-Ligero; Raül Tortosa, veterinario; Enric Vidal, veterinari; Hugo Fernández, veterinario del Zoo de Barcelona; Lúa Coderch, artista; Sebastián Jara, artista; Daniel Romero, artista; Javier Quesada Lara, Berta Caballero , Gloria Masó, Carles Orta y Alejandro Martínez, del Museo de Ciencias Naturales de Barcelona, y Xavi Cañellas, fisioterapeuta.

Instalación
Dibujo y sonido
2013